Esta planta mantiene una larga e histórica relación con la sexualidad. La medicina tradicional india cuenta con decenas de fórmulas con marihuana, que se recetaban como afrodisíacos y se decía que tenían la capacidad de aumentar el tiempo de erección, facilitar la desinhibición o amplificar las sensaciones y el deseo.

Por otro lado, el efecto desinhibidor y relajante de esta planta, si bien puede tener sus efectos positivos, puede también provocar conductas más permisivas y hacer que sus usuarios tengan menos en cuenta las consecuencias de ciertas prácticas de riesgo.

Cada vez hay más países que han despenalizado el consumo de la marihuana para uso privado y hoy en nuestro espacio de sexualidad, junto a Almudena M. Ferrer, nos preguntamos los potenciales beneficios relacionados con nuestra sexualidad.

Buscar más entradas